Daniela Soqui, cantautora mexicana, termino de producir su primer CD. Su música puede ser clasificada como trova, pop latino, con una fusión de folclor latinoamericano.

Daniela ha tenido ya varias presentaciones en diferentes establecimientos en la ciudad de San Antonio, Texas donde se mudo para terminar sus estudios de postgrado. También ha contribuido componiendo canciones para el cortometraje como “Finding Home” y la película independiente “Secuestrada”, al igual que una canción bilingüe para un proyecto infantil, titulada “Knock, knock”.

Arraigada a su familia creció en un ambiente musical, ya que desde muy pequeña, parte de la dinámica familiar especialmente los sábados por la tarde, era cantar juntos. Ella y sus hermanos, tomaban la guitarra y procuraban seguir las pisadas que papá tocaba. Esta es la razón por la cual su estilo musical ha sido influenciado por la trova y folclor sudamericano. Su padre bohemio y su madre, amante de la música clásica, le heredaron la fascinación por la música, adquiriendo así la capacidad de poder expresarse a través de ella.

Daniela comenzó a escribir en la adolescencia, en su mayoría pensamientos que solo las páginas de sus libretas conocían. El escuchar lo que otras amistades cercanas escribían y compartir los suyos, le permitió desarrollar su confianza para componer. Las vivencias personales durante su vida, su habilidad para expresarse y su pasión por la música, le han permitido convertir muchos de sus pensamientos en lo que ahora son las singulares letras de sus canciones. Canciones que al ser interpretadas con su distinguida voz y acompañadas al son de diversos instrumentos, crean un estilo armónico que infunde esperanza y aliento de vida.

Soqui ha incursionado en la música yendo en contra de voces de desánimo. Frases como “los músicos se mueren de hambre”, “el ambiente musical es muy pesado”, enfatizadas por personas de gran influencia en su vida, provocaron que le tomara tiempo reconocer que la música era algo que quería desarrollar y perseguir. Sin embargo inspirada por su amor a la vida, ella se mantiene firme expresando: “Si algo es digno de lucha es el persistir en los dones que nos han sido dados y usarlos para dar alegría y esperanza a los demás”.